sábado, 13 de agosto de 2016




LA PAZ NO TIENE PAZ

por LUIS FLOREZ BERRIO




La paz no tiene paz, nació cansada,
Creció enfermiza y navegó en la sombra,
Dios que la quiso tanto no la nombra
Y en sus milagros la dejo olvidada.


Todos la piden blanca y es morena....
Desconoce la voz de los pastores;
No ha podido apoyarse en los amores
Ni desprenderse de su propia pena.




La paz ni en los ministros parroquiales
Con su bíblico símil de paloma;
La paz ni en la penumbra que se asoma
Callara sus lamentos desiguales.



No la tiene el poeta ni el gitano,
Ni el mago ni el monarca ni el coloso;
Ni siquiera la tiene el perezoso...
O el enfermo... o el triste... o el profano.





¿Qué ha sido nuestra paz...?
¡Puerto sitiado!barandal de impresión, 
fragmento raro, trapecio de crueldad,
costa sin faro y efímero capricho desvirtuado!





La paz en su desplante de querella,
Fingiose catedral de fantasía;
Y el hombre dios que de la paz venia
Nació sin paz y falleció sin ella.




Cambalache es una canción que en su momento fue prohibida en su país, ahora  nos ilustra un poco un espíritu que nos caracteriza como colombiano. Es valido hacer algunas re-lecturas como la pregunta ya clásica  del escritor William Ospina: ¿Donde está la franja amarilla? Otro texto que no hemos leído: Colombia al filo de la Oportunidad del que ya he hablado en varias ocasiones. Por ahora cantemos:


El mundo fue y sera una porquería
ya lo se
En el quinientos seis
y en el dos mil también

Que siempre ha habido chorros
maquiavelos y estafaos
contentos y amargaos
valores y duble

Pero que el siglo veinte
es un despliegue
de maldad insolente
ya no hay quien lo niegue

Vivimos revolcaos
en un merengue
y en un mismo lodo
todos manoseados

Hoy resulta que es lo mismo
ser derecho que traidor
Ignorante sabio o chorro
generoso o estafador

Todo es igual
nada es mejor
lo mismo un burro
que un gran profesor

No hay aplazaos
ni escalafon
los inmorales
nos han igualao

Si uno vive en la impostura
y otro roba en su ambición
da lo mismo que sea cura
colchonero rey de bastos
caradura o polizón

Que falta de respeto
que atropellaba la razón
cualquiera es un señor
cualquiera es un ladrón

Mezclao con Stavisky va Don Bosco
y "La Mignon"
Don Chicho y Napoleón
Carnera y San Martín

Igual que en la vidriera
irrespetuosa
de los cambalaches
se ha mezclao la vida

Y herida por un sable
sin remaches
ves llorar la Biblia
contra un bandoneon

Siglo veinte cambalache
problemático y febril
el que no llora no mama
y el que no roba es un gil

Dale que va
dale nomas
que allá en le horno
nos vamo a encontrar

No pienses mas
sentate a un lao
que a nadie importa
si naciste honrao

Es lo mismo el que trabaja
noche y día como un buey
que el que vive de los otros
que el que mata que el que cura
o esta fuera de la ley
Fuente: musica.com
Letra añadida por percantero


Resultado de imagen para para que se acabe la vaina pdf



jueves, 4 de agosto de 2016

DESDE LA UNIVERSIDAD PARA CASANARE


Por LUIS EMIRO ÁLVAREZ
Bibliotecólogo UdeA - Tarjeta Profesional 670 del Colegio Nacional de Bibliotecología
Texto redactado en septiembre del 2014 y editado en agosto del 2016


 “Justo cuando me supe las respuestas de la vida, me cambiaron las preguntas” dijo Mafalda. Esta afirmación  agencia la motivación más breve y más profunda para convivir en la actualidad, condensa y  simboliza las rutas del futuro; un futuro inmediato, a la vuelta de la esquina para el aprendizaje y el des-aprendizaje. Asuntos tratados en los engranajes que propician la inter-disciplinariedad y la inter-institucionalidad como la ecología y la ética a escala planetaria cuyos escenarios cuentan con una cuna propia: la biblioteca de todos los tiempos. Allí el lector encuentra  las herramientas de acceso a la información y al conocimiento, a través de la lectura y la escritura para la tarea, siempre inconclusa, de la constitución de unas ciudadanías alfabetizadas, comprometidas y en construcción permanente de  naciones. Es el escenario para hacer efectivo el derecho a la información e, incentivar la motivación hacia una convivencia  donde se comprenden y aplican las lógicas de la contribución, la equidad y el bien común. Lógicas cambiantes como las costumbres y sus nuevas miradas.



Dice Edgar Morin en los Siete Saberes necesarios para la Educación del Futuro“La educación debe dedicarse a la identificación de los orígenes de errores, de ilusiones y de cegueras” Se refiere a las cegueras paradigmáticas que impiden la constitución de una sociedad solidaria, equitativa, que emprenda sus  rutas en aras del bienestar de las poblaciones en función de los recursos disponibles   y en la línea de valores equitativos y justos con los cuales sueña cualquiera democracia desde todos  los tiempos, antes y después de la ilustración.





La educación autodidacta vuelve a tomar fuerza en los tiempos de las TIC‟s.  Esa pericia autodidacta como la define  William  Herschel,  uno de sus fieles: la práctica autodidacta es “trabajar con la dedicación de un monje, el horario de un búho y la paciencia de una madre”  le abre un abanico con innumerable  opciones al lector del siglo XXI. Para Ramón Salaberria, “La Web 2.0 genera nuevas profesiones autodidactas: gestor de comunidades, experto en usabilidad (sector con considerable presencia de personas con formación autodidacta), diseñador de nuevos entornos, expertos en posicionamiento en buscadores, blogueros, moderadores de video juegos, especialistas en marketing virtual…existen muchos autodidactas en este ramo, y todos saben que “nunca acabaremos de formarnos”i.  La investigación y la educación continuada requieren de espacios bibliotecarios eficientes donde la articulación sea una apuesta interesante y decidida por los ciudadanos de Yopal. Pensar el desarrollo social pasa a ser una prioridad interinstitucional e interdisciplinaria, donde se suman prácticas y esfuerzos, planes y ejecuciones, compromisos institucionales y apuestas de  patria. El punto de partida bibliotecario es, entonces, la intención de propiciar las vías de acceso a la información y al conocimiento a toda la ciudadanía, desde la élite que en últimas toma las decisiones hasta el ciudadano de a pie que considera, acata, padece o desconoce dichas decisiones, pero que en últimas paulatinamente, entre todos,  se hace Nación. 



JUSTIFICACIÓN  Y  ANTECEDENTES:

Un sueño histórico de las comunidades casanareñas, desde 1991 es la real participación ciudadana en la toma de decisiones que generen los medios para resolver los  problemas sociales, que parecían no tener solución. Se requiere en consonancia de escenarios que propicien ambientes de aprendizajes significativos para que dicha participación sea una realidad y que la población recupere la credibilidad en la institucionalidad, es decir, “un ethos cultural que lleve a la generación de renovadas capacidades intelectuales y organizativas de los ciudadanos colombianos, que les permita adquirir y desarrollar habilidades  y conocimientos fundamentales para el desarrollo de nuevos haberes propios de la sociedad de la información y del conocimiento y que está caracterizando fuertemente al siglo XXI”ii.  La articulación es una herramienta de la planificación para la gestión pública, en la línea de la dimensión política en su rol técnico, hacia el horizonte de sus deberes y derechos, al orientar  la constitución del  sujeto social inteligente para la convivencia y la  construcción de la Nación; que llegue a las comunidades de modo pertinente y efectivo.


 Se busca con esta reflexión visibilizar  las lógicas administrativas en pro de concretar una esperanza casanareña: la biblioteca pública de Casanare. Ésta, una región históricamente pujante en el contexto nacional, mira de frente su futuro cuando asume con entereza la consolidación de servicios bibliotecarios para que eleven el nivel profesional de su inteligencia competitiva en los entornos de la globalización y la localidad:  una pulsión a la cual la institucionalidad estatal  da respuestas concretas desde la formulación hasta la ejecución y evaluación de políticas educativas, culturales, sociales, comunicativas,  de y para propiciar espacios públicos para el fomento de un equilibrado debate y discernimiento de las realidades que los individuos como sujetos sociales,  comprometidos, cuya actuación les evidencie sus deberes y sus derechos como ciudadanos partícipes y no asistenciales; posesionarse en roles tales como:




  •  contribuyentes
  • consumidores
  • electores
  • vecinos
  • agentes culturales dinámicos convencidos de su sentido de pertenencia y 
  • de una cultura política que les permite una incidencia social coherente con los actuales desafíos demográficos y 
  • en aras de una equidad que responda a una ética planetaria. 



Racionalizar el recurso bibliotecario empieza porque el ciudadano de a pie comprenda los alcances y limitaciones de la inversión  pública. Para este ejercicio de articulación será pertinente cotejar las prácticas  y las lógicas burocráticas y administrativas en torno a la  Norma ISO 11620  que indica el 0.5% del presupuesto de la universidad como rubro correspondiente al desarrollo de los servicios bibliotecarios universitarios y en contraste con los parámetros fiscales y legales de organismos como la UNESCO y la IFLA frente a los servicios bibliotecarios públicos en los escenarios internacionales y en Colombia con la Ley 1379 de 2010. Un primer punto de partida será contar los  antecedentes en Casanare en torno a unos servicios bibliotecarios fundamentales para  la ciudadanía de Yopal y de Casanare.   



Le anteceden la antigua biblioteca escolar en las instalaciones de la Institución Educativa Braulio González, antigua sede. Luego,  esta colección pasa a manos de COMFACASANARE y habilitan una pequeña biblioteca en dos aulas adaptadas para ofrecer los  servicios bibliotecarios, instalados en la calle 27 entre carreras 22 y 23.  Faltan datos que deben recogerse en Se construye durante la administración municipal 2007-2010
el complejo educativo y cultural LA TRIADA que aglutina laboratorios de química y física, auditorios  y bibliotecas para las instituciones educativas aledañas. Con un escaso personal y un bajo perfil en su capacitación específica en bibliotecología y gestión del conocimiento inicia  servicios en el 2011.  Paulatinamente ha ganado presencia entre las comunidades educativas pero sin resolver las necesidades de formación ciudadana, misión especifica de la biblioteca pública en el contexto contemporáneo.   Desde el 2006 se inicia la construcción de la Biblioteca Departamental de Casanare en las instalaciones de la Ciudadela Universitaria UNITROPICO; construcción a punto de concluir a la fecha. Las  administraciones departamentales  aúnan esfuerzos y voluntades políticas para darle continuidad efectiva a dicho objetivo desde el 2014.



 NOTAS


i Salaberria, Ramón. Autodidactas en bibliotecas.  Girón (Asturias-España): Editorial Trea; SEDIC, 2010  pp. 34-35  

ii Herrera Cortés, Rocío y Rendón Giraldo, Nora Elena. Hacia una formación de usuarios de la información en entorno locales. En: Revista Interamericana de  Bibliotecología. Versión On-line 2008 p.11

iii Ardila Reyes, Flor Alba. La biblioteca universitaria en cifras y el camino y el camino hacia la calidad de la educación superior: reflexión desde Colombia.   Segundo Taller de Indicadores de Evaluación de Bibliotecas. Buenos Aires, Universidad Nacional de La Plata (junio 27-28) 2011  En: http://tieb.fahce.unlp.edu.ar/ (consulta 22 de 2014)

iv CASANARE 2002: Construyendo Conocimiento para el Desarrollo Regional.  Plan Estratégico Departamental de Ciencia, tecnología e innovación – PEDCTI. Por Cristian Fabián Ruíz Ramos y otros. Bogotá: Observatorio de Ciencia y Tecnología,  2012  -  278p.

Tomado de:
ARTICULACIÓN DE LOS SERVICIOS BIBLIOTECARIOS PÚBLICOS Y UNIVERSITARIOS – HACIA SU VIABILIDAD / Redactado por Luis Emiro Álvarez  para la Fundación Universitaria Internacional del Trópico Americano - Unitrópico entre los meses de  septiembre – octubre 2014. Esta reflexión se edita para el blog FE DE ERRATAS: boletín biblioteca Unitrópico el 12 de agosto de 2016 por el autor.

EL CABALLO DEL VIENTO Y LA MUCHACHA DESNUDA
Milcíades Arévalo
Un sueño es una escritura, y hay muchas
escrituras que sólo son sueños.
Umberto Eco
El día que leí mi primer  poema comenzó mi desgracia.
Si bien es cierto  que ya había leído a Blake y a los poetas judíos de Toledo, todavía no era capaz de confundir a  la congregación con poemas de este tenor: Ecia vlume veldé, eninoc qu, que en idioma vulgar no  era otra cosa que una letanía de amor. Tal vez por eso y sólo por eso, y también para castigarme contra las tentaciones de la poesía, el prior del monasterio  me mandó a refrescar el magín al río.
No había terminado de saborear el agua, que a esa hora de la tarde era  de vidrio, vi a unas  muchachas bailando en la orilla opuesta al son de un laúd, tanto que no parecían lo que eran sino plantas ornamentales, flores, parte del paisaje -digo, es un decir-. ¡Oh, hermosas muchachas!
Para comprobar lo que veían mis ojos, presto me zambullí en lo más terrible de la corriente, luchando a brazo partido contra la muerte, desorientado como un pez en  extrañas aguas. A punto de saborear mi primer triunfo contra las tentaciones del demonio,  las muchachas comenzaron a gritar en coro: “¡Cuidado con las serpientes! ¡Cuidado con la fauna acuática! ¡Cuidado con lo que no ve!”, porque a decir verdad yo parecía un tronco a la deriva. Tan pronto hube llegado a la orilla opuesta sentí como un suspiro de agonías y caí de rodillas ante la más bella.
Ella se quedó mirándome como si acabara de encontrar la dicha,  para que las demás muchachas se murieran de envidia o se tiraran los pelos de pura rabia o se fueran a sus casas a morderse los labios  delante del espejo y  nos dejaran solos para besarnos de la manera más deliciosa
Después de muchas cabriolas y equilibrios, ella desenfundó mi sexito, duro y templadito como un puñal de acero y comenzó a cabalgar sobre mí cuerpo corriendo desbocada, descocada, vaiviniéndose, haciendo olas con su pelo, ¿qué podía hacer yo bajo su cuerpo de luna refulgente? –¡Válgame Dios!–. Ella no quería oírme, sólo huir hacia ninguna parte, sentadita sobre mi  puñal de tormento,  con el pelo al viento, sin zamarros ni espuelas de plata.
Cuando empezaron a sonar las campanas para la víspera,  ya no había nada más que hacer, ni caballo ni muchacha desnuda huyendo sobre el lomo del viento, sólo la mañana de un nuevo día temblando entre los árboles, vino el prior a buscarme. Al verme en tal estado, desnudo y hambriento, enredado entre las zarzas de mi propia desgracia, con el seso perdido de un miserable Lázaro, me preguntó qué había pasado conmigo.
Todo se lo conté. Sin embargo,  fue como si no me oyera. En volandas me trajo de regreso al monasterio y me puso a comer arañas en un rincón de  la biblioteca de la venerable congregación,  para que no olvidara jamás mis propósitos iniciáticos y pudiera dedicar mis horas de holganza a otros virtuosismos más doctos que el amor.
Desde entonces, héme aquí, tratando de olvidar todo lo acontecido a la orilla del río, en el sendero del bosque donde aún pastan  el caballo del viento y  la  muchacha desnuda.





sábado, 9 de julio de 2016





        

El primer y único manual de censura literaria en Colombia

En 1910 se publicó ‘Novelistas buenos y malos’, del sacerdote Pedro Ladrón de Guevara. Lo que en un comienzo fue una popular y fervorosa defensa de la moral católica se ha convertido, con el paso de los años, en un objeto de burla. Recordamos a algunas de sus víctimas.

2016/06/23

Por revistaarcadia.com

 Herético, impío, incrédulo, blasfemos, clerófobo, malo, de malas ideas, deletéreo, dañoso, peligroso, inmoral, obsceno, deshonesto, lascivo, lujurioso, libre, indecente, cínico, voluptuoso, sensual, apasionado, peligroso para jóvenes, imprudente, temerario. Estos adjetivos aparecen a modo de categorías en la introducción de Novelistas buenos y malos, el memorable y hoy chistosísimo libro que el cura español radicado en Bogotá Pedro Ladrón de Guevara escribió en 1910.


Con esa obra, el sacerdote buscaba visibilizar de una vez por todos a esos libros que se debían prohibir "para evitar la ruina de la fe y las buenas costumbres de sus hijos". Quería, en otras palabras, realizar un implacable manual de censura en consonancia con el espíritu conservador de la época y la larga tradición de quema de libros promulgada desde el Concilio de Trento (1545-1563) por la Iglesia Católica. Hoy, sin embargo, por sus ataques moralistas y total desatención a las cualidades literarias de las obras que reseñaba, su libro es considerado “un monumento a la arbitrariedad”, como aparece no sin ironía en la contraportada de la edición que publicó Planeta hace unos años.

 Si bien se había inspirado en la Sagrada Congregación del Índice (la institución oficial del Vaticano dedicada a la censura) y en los esfuerzos católicos por contrarrestar el acceso a los libros que produjo la aparición de la imprenta, Ladrón de Guevara excedió cualquier expectativa de la Iglesia: en la edición original de Novelistas buenos y malos el sacerdote incluyó a ¡2.057 autores! Como afirma el prologuista de la edición de Planeta, Juan Camilo Rodríguez Gómez, hay que rescatar el alcance de su envergadura: "Es decir él solo, en la fría Bogotá, en el altiplano cundiboyacense, se embarca en un trabajo que supera con crecer al de los varios lectores-censores del Vaticano".


 Resulta curioso que en ese entonces, poco después de su publicación, varias personas recurrieron a su páginas no en busca de salvación, sino de una buena recomendación. Y las buscaban, por lo general, en la sección de los malos. Así, gracias a la intransigente erudición del cura, a su vasto conocimiento de la literatura, cobraron fuerza en el país autores como Balzac, Dumas, Flaubert y Goethe.



¿Cómo les fue a algunos autores famosos? Unos fragmentos…



Carlos BaudelairePoeta muy nocivo, autor de tan pernicioso y malvado libro Las flores del mal (1857)…Pretende que su obra es una reproducción de las costumbres y supersticiones de la Edad media. Allá van sueños, pesadillas, alucinaciones, paradojas. Es tan extremado, que da en el paroxismo… De los tales poemas o cuentos, El Mal Vidriero y La moneda falsa revelan en el autor una perversidad profunda.


Juan Jacobo CasanovaLa licencia y deshonestidad [de sus memorias] no tiene nombre. Va de pecado en pecado, y comete en esa clase cuantos es posible, y con todas las circunstancias más agravantes, siendo en contarlos de lo más indecente. Sus pasiones son una furia, sus deseos insaciables, y sobremanera vergonzosos, sin que le detengan las personas, ni los lugares, por sagrados que sean.


Alejandro DumasMal nacido… De malas ideas, inmoral y gran falsificador de la historia. Aparece como autor de 257 volúmenes de novelas y de 25 dramas; pero muchos son, ya en parte, ya del todo, de otros autores, con los cuales hacía negocios… De Las dos Dianas, por ejemplo, que va con su nombre, vino a confesar que ni siquiera la había leído. Dícese también que solo con unas cuantas ganaba en limpio, cada año, doscientos mil francos, que no le bastaban para sus excesos.


Jorge Isaacs Es reprensible la morosidad en dar cuenta del baño que a Efraín preparaba María, esparciendo el agua de flores… Lo que no puede pasar es el pasaje de la ida de aquel con Salomé, joven harto ligera, por aquellas soledades del río, con lo demás que allá se cuenta. La sensualidad y peligro aquí nos parecen claro, sobrando para los jóvenes lo inquietante y perturbador. Por lo demás, no tenemos dificultad en aquello de los castos y ardorosos diálogos de los amores puros pero desgraciados…


Hermann MelvillePeriodista, novelista, historiador en sus viajes. Es algo contradictorio en su conjunto, pseudofilósofo, escéptico al parecer, malsano, llorón, enfático, áspero, chocho, sujeto lo mismo a paroxismos que a inexplicables abatimientos. Otras veces, cuando deja de ser ampuloso, tenebroso y tan vulgarmente pretencioso, puede pasar.


Federico NietzscheEste alemán de la segunda mitad del siglo XIX se las echaba de filósofo, y no faltan quienes por tal le tienen. A nuestro juicio tanto se parece a un filósofo como el vinagre al vino. Sus doctrinas son inmorales, impías, y blasfemas. Cualquiera podía ver desde el principio la locura de Nietzsche, pero muchos, ni aun después de verle en una casa de locos y morir loco, se acaban de persuadir que lo estaba.

 Federico NietzscheEste alemán de la segunda mitad del siglo XIX se las echaba de filósofo, y no faltan quienes por tal le tienen. A nuestro juicio tanto se parece a un filósofo como el vinagre al vino. Sus doctrinas son inmorales, impías, y blasfemas. Cualquiera podía ver desde el principio la locura de Nietzsche, pero muchos, ni aun después de verle en una casa de locos y morir loco, se acaban de persuadir que lo estaba.

Otros enlaces sobre libros prohibidos:

- http://www.revistaarcadia.com/noticias/censura/980







×

¿Libros peligrosos?

El librero de la Librería Nacional se pronuncia sobre el peligroso precedente que sienta la Superintendencia de Industria y Comercio al censurar 'El libro troll', del youtuber español El Rubius, obligando a las librerías a catalogarlo como un libro prohibido para niños y adolescentes.

2015/11/11

Por Felipe Ossa

Resultado de imagen de  Felipe Ossa

No hablaremos hoy  de los numerosos libros que nos llegan cada día de todas las editoriales y de todos los temas, para felicidad de los lectores. Esta vez, vamos a poner en conocimiento de  ustedes, un hecho grave que puede llegar a afectar la condición más valiosa de nuestra profesión, tanto la de los autores, editores, distribuidores y libreros, como también  la de todos aquellos que han escogido la palabra, sea ésta escrita o hablada, e inclusive pintada, para expresar su pensamiento y su ideas. Y esta condición es  la libertad de expresión y la libre circulación del libro, consagrada por la Unesco desde hace muchos años. Pilares estos de una verdadera democracia y de cualquier país que se considere civilizado.



A propósito de la censura. Lea el veredicto sobre la exposición Mujeres ocultas
en el Museo Iglesia Santa Clara.

El caso es que hace pocos días, el libro juvenil El libro troll, vendido por más de un año sin que nadie dijera nada, fue vetado por un grupo de padres de familia que quisieron restringir su venta, apelando a la Superintendencia de Industria y Comercio, por considerar su lectura inconveniente para niños y jóvenes. Convengamos que el libro es de mal gusto, escrito en un lenguaje procaz  e irreverente, no muy distinto de muchos otros también de carácter juvenil escritos en el lenguaje que usualmente usan los jóvenes a través de las redes, y que están de moda desde hace varios años, como una tendencia de las muchas que surgen cada cierto tiempo.






¿Cómo es la censura en las librerías de Irán?
Por supuesto, cualquier persona de cualquier grupo social está en pleno derecho de criticar, o no estar de acuerdo con el tema de un libro, o  con el lenguaje usado en el mismo. De la misma manera se puede criticar una obra de arte, un cuadro, una película, una serie de televisión, una obra de teatro, un tipo de baile, una canción, un deporte. Pero este derecho no  se puede extender a restringir, vetar, constreñir, cualquiera de estas manifestaciones culturales. Pues puede ser que para otros, esas expresiones de cultura sean estéticamente válidas y gratificantes. Lo grave en este caso es que la Superintendencia, acogiendo la demanda, ha ordenado a la editorial  y a las librerías que se le ponga un sticker al libro que diga que su venta está prohibida para niños y jóvenes; que no se puede exhibir en las secciones juveniles; y que en la estantería donde se encuentre tiene que ir un letrero con las mismas restricciones ya mencionadas.









Si esto no es censura y veto, entonces no sabemos qué es censurar. No sé  hasta qué  punto la Superintendencia tiene el derecho de considerar qué libro es bueno o no para los jóvenes lectores. O también, quizás cuáles son los libros que debemos leer, o qué no debemos leer los adultos. En este orden de ideas, cientos de libros quedarían prohibidos o restringida su venta. Las librerías tendrían que tener una sección  especial  de libros con restricciones, (una sección que sería la más grande de la librería, una especie de corralito).  Pensemos nada más en los libros de Henry Miller, D.H.Lawrence, Charles Bukowski,  Yukio Mishima (Las confesiones de una máscara), Octave  Mirbeau (El jardín de los suplicios), los autores libertinos franceses del siglo XVIII, el Decamerón de Boccacio, la poesía erótica desde El Cantar de los cantares, pasando por Baudelaire, hasta hoy. Y, por ese camino también los clásicos infantiles ¿O es que son muy edificantes, desde el punto de vista de la moral al uso, la historia de Barba Azul y sus siete mujeres asesinadas, o la de los niños abandonados por sus padres  en el bosque que caen en manos de una bruja que los enjaula para engordarlos y comérselos, o la historia de piratas traicioneros y sanguinarios que nos describe Stevenson en La Isla del tesoro? ¿Cómo se restringe la entrada a los jóvenes a las librerías, y se les impide que libremente tomar un libro, leer un capítulo de los cientos de libros que están a la mano en las estanterías, y que según esos grupos moralistas, no deben ser lectura para  ellos? ¿Qué decir de los cómics y las novelas gráficas, hoy tan en boga y que son fundamentalmente buscadas por chicos? Vetados entonces los grandes historietistas: Milo Manara, Crepax, y su sensual heroína Valentina, Robert Crumb, Corben, Horacio Altuna, Moebius y un largo etcétera.






La demanda pretende detener un tsunami con un saco de arena. Se prepara a nuestros hijos con valores, formando su carácter, inclusive enseñándoles a distinguir la belleza de la literatura y del arte. Haciéndolos fuertes para enfrentar el mundo y la vida. Que no siempre tiene una cara amable. Hay verdad y mentira, hay fealdad y belleza. No es ocultando las cosas, no es preservándolos en una urna de cristal como van a crear los anticuerpos que los protegerán de las crudezas de la vida. Pero el punto crucial, que nos compete a todos, es defender la libertad de expresión. Sea esta de nuestro agrado, o estemos  o no de acuerdo con nuestra manera de pensar, o nuestras creencias está latente el peligro de que esa libertad sea vulnerada. “Hoy vienen por mi vecino, mañana puedo ser yo”.


Tomado de:  
http://www.revistaarcadia.com/libros/articulo/censuran-colombia-libro-troll-youtuber/44998
(09-07-2016) 















Pestañas sociales

Entradas más vistas

Visitas

Contadores

Contadores de visitas gratis para webCursosContadores de visitas gratis para web